Cachicadán Arqueológico

Famoso balneario termo-medicinal, dista de Santiago una hora de viaje por carretera afirmada, de entre los múltiples atractivos que posee, los principales son:

Zona Urbana

La Plaza de Armas, su moderna iglesia católica con moldes arquitectónicos y decorativos similares al templo de Santiago de Chuco . Así como sus cómodas casas albergues dotadas de pozas de aguas termales.

Aguas Termales

.- Ubicadas a 2,950 m.s.n.m., al este del barrio San Miguel en Cachicadán (8º 0' 25''  LS y 78º 08' 20'' LW) son la muestra, de la existencia de actividad volcánica subterránea a lo largo de los Andes; sus aguas tienen una fuerte composición de fierro y magnesio, cuyas propiedadeshan sido probadas por multitud de gentes que han acudido hasta el lugar.

Además se sabe que las arcillas (barro) rojas y amarillas que fluyen junto a las aguas, han sido aplicadas en tratamientos de belleza y afecciones cutáneas, lo cual constituye un recurso natural, no explotado a la fecha por la población.

Los ojos de agua, actualmente están abiertos a los visitantes .

Bosques Relictos

Se sitúan sobre las aguas calientes, a 3,010 m.s.n.m.; ocupando unas 5 has. de una quebrada en la margen derecha del cerro La Botica, (8º 02' 26'' LS y 78º 08' 22'' LW). Es un bosque en proceso de extinción, por cuanto, el crecimiento de la frontera agrícola y la tala para obtener leña, prácticamente le han reducido a su mínima expresión. Está compuesto en su piso inferior por eucaliptos, luego le siguen una formación de Alnus jurelensis. Luego en su piso superior por Polylepis incana "quishuar". Además de una variedad de pequeñas plantas que conviven con este típico nicho ecológico, aún hay tiempo para salvarlo y preservarlo.

 

Camino Ecológico

 

Hemos denominado así al acceso (1) que lleva hacia el santuario del lica-am, en Cerro Wallio, prácticamente es un sendero lleno de fluentes pendientes, pero adecuado para el trekking de montaña, se inicia en las aguas calientes; pasa por campos de cultivo se interna por los bosques de eucalipto, siempre arriba hacia el este; hasta salir de la espesura de añosos quinuales, desde donde se tiene una magnifica vista del apacible pueblo de Cachicadán; después de un breve y reparador descanso.

Se prosigue la ruta, esta vez hacia el N E; la flora nos muestra su salvaje belleza y misterio, los arboles han desaparecido, en su lugar las siluetas ondulantes de plantas como la panizara, unquia, romerillo, y otras, todas medicinales, parecen darnos la bienvenida.

En el corazón del cerro Botica, famoso desde tiempos de Chucohuay hasta donde acudían brujos y curanderos para arrancar mediante conjuros y sortilegios, el secreto poder de las plantas, un poco arriba, casi en el limite Cº Botica, en lugar llamado Ingacorral, todavía para suerte nuestra, se puede encontrar una especie endémica, la Nicotiana tersiflora " tabaco cimarrón" planta silvestre que el botánico Goodspeed se encargó de  inmortalizar.

Después de casi 1 ½ horas de camino, se llega a un paso entre dos cerros, el Chulite y Alto La Cueva o Ventanillas, a lo lejos, se ven las siluetas de Sagarball y Wallio recortarse en el horizonte nuestra meta de llegada, después de cruzar una pampa inmensa, ruta que bien podríamos llamar "Ruta de Lica-am", la otra ruta (2) alternativa partiría de Villacruz, tras 10 km. de caminata, se llega a Wallio - Sagarball, siendo el retorno por la ruta (1) o bien por Villacruz.

Ventanillas De Paccha

Localizadas sobre los 3,370 m.s.n.m. en el flanco norte del Cº Alto La Cueva, cerca al cementerio de Paccha y a 1 ½ hora de Cachicadán (8º 04' 46'' LS y 78º 07' 56'').

En realidad poco se sabe de sus constructores y los fines de su  excavación en la roca. Ismael Pérez (1994:269) arqueólogo, les llama "nichos funerarios", pero el nombre con que más se les identifica es "Ventanillas", sin embargo, no se han encontrado restos humanos en ninguna de ellas.

 

Una probable función sería la de servir de urnas para idolillos y ofrendas a los cerros mas importantes de la región Sagarball y Huayllio. Siendo ésta, la entrada a sus dominios, además en este último también existen dichas excavaciones lo que les emparenta a sus constructores.

La conservación; de estos restos es buena, pueden ser visitadas, tras un pequeño ascenso por encima del cementerio de Paccha.

Sagarball

Conocido en la carta nacional como Cº Ventana, (8º 04' 30'' LS y 78º 06' 45'' LW) se erige sobre los 3,750 m.s.n.m., junto al Wallio  son los mas altos y quizá los mas enigmáticos de la comarca. Sobre su flanco S-E se extiende una serie de construcciones; pequeños recintos aglutinados, cuadrangulares, semicurvos, que se erigen desde la cima hasta la parte media, dispuestos sobre terrazas que se conectan por medio de cortos pasadizos, es sorprendente constatar un buen sistema de evacuación de lluvias , a través de drenes  construidos exprofeso.

Acerca de la función de este centro poblado, solamente el misterio envuelve las respuestas, no obstante la cercanía con Wallio y sus fuentes talladas, le relacionan con antiguos cultos y ritos al agua, resultando Sagarball , la habitación perenne de sacerdotes y servidores, y tambo para los peregrinos.

Constituyen sin duda un atractivo que vale la pena visitar y llevar para el recuerdo en imágenes.

 

Wallio

Zonas Arqueológicas - Turismo Cachicadán

Considerado por muchos lugar de encantos y sortilegios atribuidos a las aguas mágicas de Lica-am, que brotan de la brota de las numerosas fuentes talladas en la roca del cerro.

Está situado sobre los 3,855 m.s.n.m. al este de Cachicadán (8º 05' 05'' LS y 78º 05' 35'' LW) a 3 horas de excitante trekking de montaña.

El ondulante movimiento del pajonal y el intermitente paso del viento le confieren, sin duda un aire de misterio y solemnidad, como aquel que rodea a las mas de 10 fuentes talladas sobre la cara liza de un brazo de Cº Descajado por algún rayo, en la noche de los tiempos.

Pérez (1994, 264-265), le considera un adoratorio, y señala que de una de estas fuentes emergió una serpiente que volando en medio de una tempestad se dirigió al norte, un santuario, donde posiblemente, se ejecutaban ritos relacionados con el culto al agua y a la fertilidad.

Son sin duda, el atractivo mas importante que ofrece Cachicadán al turismo ecológico - esotérico.

Huacás

Fuentes de aguas termomedicinales, aún no explotadas turísticamente, se ubica sobre los 3,200 m.s.n.m., a una hora aproximadamente de Cachicadán, sus coordenadas son 8º 03' 57'' LS y 78º 07' 37'' LW. Lo que caracteriza a las aguas de Huacás es que en éstas predomina el sulfuro, cuyas propiedades según los campesinos del lugar, son los de curar enfermedades de la piel, ulceras gástricas, entre otros males. La ausencia de viviendas aglutinadas, salvo las pozas termales, el verdor del paisaje y campos cubiertos de pastos, podrían representar, un sitio en el cual debería construirse bungalows para albergar a turistas que buscan pasar unos días de camping  y reposo medico. Dista de Santiago de Chuco hora y media de viaje.

 

Llaray

(Piedra de la serpientes bicéfalas) es un caserío situado a hora y media al N - E de Santiago de Chuco . Su altitud es de 2,920 m.s.n.m. y sus coordenadas son8º 04' 55'' LS y 78º 12' 22'' LW.

En esta ex-hacienda ganadera, aún se conserva un interesante testimonio de lo que debió ser un templo o ciudadela importante de la antigüedad , nos referimos a la piedra de las serpientes bicéfalas, la que es guardada en el interior de una estructura colonial o iglesia en actual remodelación.

Dicha piedra, tallada en andesita, mide 2.26 mts x 47cm x 33cm. de espesor, los motivos trabajados a incisión se componen básicamente de dos figuras de serpientes bicéfalas que se oponen, las cuales están adornadas por círculos distribuidos a lo largo de los cuerpos. La especial postura de las cabezas con las fauces entre abiertas, nos recuerdan cierto parentesco estilístico con la iconografía Moche V (Larco, 1948) y la decoración cerámica, textil y mural de Lambayeque clásico, a cierta influencia Wari, que por estos tiempos consolidó su presencia en la sierra norte.

Dichas evidencias, podrían ser parte de los atractivos que ofrecen Llaray, dentro de posibles circuitos locales del turismo, cultural a implementarse. Es urgente una mejor ubicación y conservación de esta piedra. También destacan en esta zona las Aguas termales con un alto contenido de fierro.

Alto los Potreros

Centro poblado ubicado sobre los 2,980 m.s.n.m., a kilómetro y medio al N-E del caserío de Llaray (8º 04´ 50´´ y 78º 12´ 20´´ LW). Está compuesto de un conjunto de estructuras y recintos arquitectónicos hábilmente levantadas en base a piedra canteada y dispuestos estratégicamente en una loma. Actualmente está cubierta de maleza y la mayoría de sus muros han sido desmontados para formar parte de las casas aledañas, la poca cerámica de superficie existente es parecida a aquella de loma Miraflores. En San José de Porcón comparten el estilo Huaylas, Recuay, Cajamarca.

La importancia de este sitio, para la investigación y el turismo radica precisamente en que, de allí fue desmontada la piedra de las serpientes la cual fungía como dintel de una portada, emblemas que solo ostentaban los santuarios y templos importantes, recordemos aquella leyenda que aún se conserva, que dice de Cº Huayllio salió una serpiente que volando por los aires fue hacia el norte, hacia Porcón. En medio de una tempestad y lluvias que acabaron con un largo periodo de sequías en la región.

San Jose de Porcón

Namanchugo se ubica en un llano al pie sureste de Cerro Icchal en el mismo Distrito de San José de Porcón. Se encuentra en la Carta Nacional, Hoja 17g, Santiago de Chuco, entre 8.12 y 8.16 y 91.12 y 91.16 en el sistema cuadrillado del UTM. Su elevación es 3250 m snm. Su longitud es 78N 9.3' oeste; su latitud es 8N 1.2' sur.

Es importante reconocer que Namanchugo, aunque es probablemente el santuario más importante de Catequil, y Cerro Icchal, que encarnaba la huaca y fue un apu muy temido, son probablemente solo dos componentes de un paisaje mucho más amplio que quizás comprendía un gran parte de la ex-hacienda San José de Porcón (las haciendas de la huaca descrita por Juan de San Pedro (1992 [1560]). En esta connexión, cabe anotar que la hacienda San José perteneció a los padres agustinos en el siglo dieciocho (Feyjoo 1984 [1763]) y que ellos mismos dicen que confiscaban textiles, platos, y otras pertenencias de la huaca para utilizar en su capilla y para obsequiar a los pobres. Es muy probable que Juan de Sandoval, el encomendero en el siglo dieciséis y patrón de los agustinos, confiscaba todo los terrenos de la huaca, como también confiscaba muchos otros terrenos (Tulpo, Yamobamba, y Angasmarca por ejemplo). Luego, en su testamento y el testamento de su esposa, Florencia de Mora, los terrenos de Yamobamba, Angasmarca, y Tulpo fueron devueltos a los indios. En cambio, San José de Porcón no aparece en las donaciones a la comunidad de los indígenas. Sin embargo, según Feyjoo (1984 [1763]) Juan de Sandoval y Florencia de Mora apoyaban mucho a los padres agustinos y ellos se encuentran con los terrenos que comprendieron precisamente la hacienda San José de Porcón. En el pensamiento del siglo dieciséis es lógico convertir las chacras del diablo en las haciendas del Señor.
(Texto de los imformes de temporada de 2001:
Dr.John R. Topic, (Investigador principal) Trent University).

 

Ichal

Los estudios de arqueología ejecutados en la temporada de julio-agosto del 2001. Investigaciones que estuvieron relacionas directamente con el "Proyecto Catequil", bajo la dirección del Dr. John Topic y Theresa Topic.

Como antecedentes del lugar se tiene las descripciones en los años noventa que hiciera Topic y sus colegas, sobre las relaciones existentes entre la principal huaca de culto a Catequil y Cerro Icchal. Es en el siglo 16 que los Primeros Agustinos, escriben sobre Catequil (deidad de los Wamachukos), cuya huaca se encontraba ubicada en el alto de un cerro con tres peñas muy grandes, la primera llamada Apocatequil, la segunda Mamacatequil y el tercero conmemoraba a Piguerao.

En 1998 los esposos Topic, empezaron las primeras excavaciones del sitio de Namanchugo, encontrando el santuario o templo de Catequil. Sin embargo, no se conocía muy bien sobre la arqueología de Cerro Icchal; siendo esta la razón, para que se iniciaran excavaciones en el sitio durante la temporada del 2001, a fin de entender en mejor lo acontecido en dicho lugar.

Cerro Icchal es un cerro muy alto (4150 m snm), y se ubica aproximadamente 26 kms. al sur de Huamachuco, perteneciendo actualmente a la jurisdicción de San José de Porcón, distrito de Cachicadan, provincia de Santiago de Chuco.

En lo que respecta a la evidencias arqueológicas en Cerro Icchal, se encontró aproximadamente 700 edificios distribuidos tanto en la cima como en las lomas norte, noreste y sur, teniendose una recurrencia mayoritaria de edificios ubicados en la loma norte; estos fueron construidos especificamente sobre terrazas, para nivelar el pasaije. Siendo posible reconocer que la arquitectura en cerro Icchal representaba para aquel entonces una población de 1500-2000 habitantes.

La arquitectura en el sitio son mas o menos simples; contrucciones en base de muros o pircas, que occilan mas o menos entre los 5 x 5 metros. Pero, no hay evidencias que se asemejen a estructuras que tengan similitud a templos. Sin embargo, es probable que las estructuras fueran casas para familias y de actividades domesticas. Sustentandose por ejemplo, que en todos los edificios investigados, se encontro ceramios identificados como jaras, ollas, cuencos, coladores, pirurus, herramientas de piedra como, chungos, batanes, y morteros.

Del resultado de las investigaciones arqueológicas en Cerro Icchal , se tiene fechas que occilan aproximadamente entre 1250 y 1510 años después de Cristo, fechas mas o menos contemporaneos con la ocupación del santuario de Catequil en Namanchugo.

Evidencias para Ritual en Cerro Icchal
A pesar del hecho que Cerro Icchal no tiene templos, hay evidencia que la ocupación allí fue temporal y ritual. Por ejemplo, el ambiente de Cerro Icchal es de jalca (no tiene recursos, agua etc), sería imposible sustentar a una población tan grande de 1500-2000 habitantes (700 edificios ocupados). En cambio, creemos que la arquitectura representaba un ocupación temporal.

En segundo lugar, se tiene evidencia por artefactos asociados con la preparación y consumo de chicha (una bebida ritual en los Andes). Estos incluyen jarras grandes, coladores, batanes y chungos para triturar el maíz. Siendo probable que familias o grupo de gentes se dedicaran a preparación de la chicha para patrocinar las fiestas.

Basados en los datos arqueológicos, se considera que Cerro Icchal, fue un lugar de peregrenación por los pobladores locales en la región (cerca de Cerro Icchal solamente). Encontrandosé que la mayoría de los tiestos de ceramios, son de estilos local como: Huamachuco sobre blanco, y Huamachuco impreso.

En nuestra opinión el propósito para la peregrenación fue para adorar el Apu Catequil. siendo muy común en la adoración de apus o deidades, que las gentes pidan por el bienestar de sus familias, chacras, y la fertilidad de sus ganados sea en aquel entonces manadas de llamas o alpacas. En las excavaciones de cerro Icchal, se encontró una pequeña figura de una alpaca, conocida como: illas o conopas, las mismas que en el pasado fueran usadas como ofrendas en funciones rituales con relación a los apus.

Aún persiste en la actualidad rituales en esta región relacionadas con los primero de Mayo, en donde familias que viven cerca de Cerro Icchal, lo visitan en esta fecha, haciendo varias actividades como la de renovar una cruz, ubicada en la cima del Cerro. Sin embargo esto no pudo ser algo silencioso sino mas bien hay similaridades con la fiesta de Huamachuco, sin expecular imaginemonos que la peregrenación de Icchal, fue una fiesta tan grande y de gran acogida en donde existe suficiente evidencia que se demuestran por los recipientes para albergar mucha chicha y de bastante consumo indudablemente esto tenia que ir acompañado de música y danzas en honor del apu Catequil.
(Texto - resumen: Jason Nesbitt y Daniel Castillo B. Arqueologos del Proyecto Catequil).

En cuanto a la fragmentaria cerámica, está emparentada al estilo Cajamarca, Huaylas y Gallinazo expansivo, no se evidenció restos orgánicos de superficie.

Bosque de Piedras

Merecen especial consideración, el Bosque de Piedras que el poderoso señor el tiempo, ha modelado a través de milenios. Está situado en la cima del Cº Ichal , allí la acción erosiva del viento, lluvia, rayos han perfilado caprichosas formas, las cuales debieron ser el centro de ataviados cultos y ritos en honor de Catequil, dador de la vida y la tempestad.

Para ascender a la cima una especie de muro levantado con grandes bloques de roca metamórfica regula el paso hacia pequeños espacios, los cuales dan frente a altares tallados en la roca, unas extrañas figuras de mas de 20 mt de altura, semejan un grupo de maíces, otro a un huamán agazapado con el ala recogida. Estas y otras figuras representan atractivos aún no explotados ni protegidos para el servicio turístico

Link: http://groups.msn.com/SantiagodeChuconuestratierra/cachicadan.msnw

Please publish modules in offcanvas position.